Consulta presidencial, amnistía ¿se olvidan los crímenes de estado?


LIBROS DE AYER Y HOY

La solicitud de consulta para investigar a los ex presidentes, ya fue entregada  al Senado de la República firmada por el presidente AMLO.

Dicha  cámara la enviará a la Suprema Corte de Justicia para que decida sobre su pertinencia legal. De aprobarse, la consulta se realizará el primer domingo de agosto próximo.

Por otra parte, ante cualquier eventualidad, no parece un contrasentido la iniciativa de amnistía a ex presidentes de parte de Morena, sino un llamado de atención a la ciudadanía para que reaccione.

Si  además el comité pro juicio a ex presidentes,  pudo completar 2 millones y medio  de firmas para exigir  la investigación de esos ex mandatarios, puede además aplicarse una ley que directamente exija una encuesta y será la ciudadanía la que decida.

Si  se cumple, como ahora sucedió con las firmas del comité que originalmente se cifraron en  un millón 600 mil firmas,  hay tres posibilidades de llevar a cabo esos juicios.

Por otro lado y eso hay que tomarlo en cuenta, hay crímenes de estado que están pendientes y habrá que ver la situación de cada uno.

Si son  crímenes de lesa humanidad no prescriben y si son crímenes que se califican de estado como el de Manuel Buendía, tendrá que verse la penalidad y todas las circunstancias.

Hay que considerar además, que no se estará juzgando directamente; se investigará para llegar al fondo en la aplicación de la ley.

Suena remoto y casi imposible, pero hay cosas que creíamos así,  y se han materializado.

De los autores de la iniciativa, Pablo Gómez es un gran elemento, hombre probado, a quien solo señalaría esa presencia suya en el proyecto de Enrique Peña Nieto, en el que firmó el PRD, dentro del cual Gómez era un importante miembro.

FOX Y CALDERÓN ACUSADOS DE  LESA HUMANIDAD, ¿PUEDEN SER AMNISTIADOS?

La comisión de la verdad de Oaxaca creada para juzgar los presuntos crímenes cometidos durante los años 2006 y 2007 del sexenio de Ulises Ruiz Ortiz, emitió un dictamen sobre diversos delitos, entre ellos lesa humanidad, en  la que están presuntamente involucrados los ex presidentes Vicente Fox y Felipe Calderón, quienes de acuerdo a ese dictamen, hicieron caso omiso de las denuncias, incluidas pruebas,  de nueve asesinatos, tortura, desaparición forzada, entre otros crímenes, cometidos en aquel sexenio.

En un acto reciente, el 12 de agosto, el Congreso oaxaqueño con 28 votos de 42 legisladores,  demandó la intervención de la Fiscalía General de la República  en los crímenes cometidos en el sexenio de Ruiz Ortiz, y se refirió como presuntos involucrados a  Fox y Calderón.

El  silencio federal para detener y sancionar esos crímenes y aplicar la ley y la justicia, engloban en los delitos tipificados a quienes se involucró como gobiernos que ejercían el poder y no hicieron nada, según ambas resoluciones .

En el presunto caso de que se hiciera la encuesta y fuera positiva, se determinaría si un asunto pendiente de tan grave señalamiento que se encuentra en la Corte Penal Internacional,  puede ser sometido a una amnistía y cuales son  las excepciones que contempla la ley.

CRÍMENES DORMIDOS  EN TRES DÉCADAS ¿SE PODRÁN DESPERTAR?

En los primeros meses de su triunfo, Andrés Manuel López Obrador expresó  su idea de no detenerse en fallas del pasado y buscar ir adelante.

Se partía de que involucrarse en la investigación de tantos problemas legales,  era una pérdida de tiempo y había muchas cosas pendientes por hacer. Quizá era una estrategia para no meterse directamente y dejar que las cosas fueran surgiendo, como ha ocurrido.

Las permanentes presiones de la ciudadanía, además de los profundos huecos que fue detectando a medida que su gobierno se instalaba, si bien no han variado su postura original de ser directo, está asumiendo lo que las demandas exigen.

Ha firmado ahora la solicitud de una consulta popular  para decidir si se  investiga a los ex presidentes. Dicha solicitud seguirá su curso.

La iniciativa  para una amnistía a partir de una consulta popular, presentada por Morena, le pone esa posibilidad a la mano en caso de no aprobación de la Suprema Corte.

Un crimen dormido es una de las últimas novelas de Agatha Christie. Encantados con  una autora que ha sido un  filón para la venta de libros y éxitos fílmicos, la industria del espectáculo en el Reino Unido no ha escatimado en las filmaciones de sus obras a partir  de sus dos famosos detectives Jane Marple y Hércules Poirot.

Las filmaciones para la televisión son costosas y bellas sobre todo del panorama inglés con sus impresionantes jardines.

El personaje de Poirot en manos en el pasado de importantes actores quedó en poder del actor David Suchet, aunque hasta el mismo Kenneth Branagh (2017) ha hecho el papel  y una actriz  en los filmes televisivos hasta 2009 que pasa ahoraYou Tube, Geraldine McEwan, sustituye  a la legendaria Margaret Rutherford y a otras que le siguieron, como Helen Hayes y Ángela Lansbury.

Un crimen dormido es eso precisamente un crimen que solo una niña de tres años que lo había observado tenía en mente.

A partir  de ahí se da una interesante transformación de la novela original, para introducir nuevas cosas y personajes, música, bailes, cantos y un final romántico que cambia al original.

Lo importante en ese entramado de muchos actores, entre ellos Geraldine Chaplin, la hija de quien ustedes ya saben, es que el crimen dormido despierta y se sanciona ¿Pasará lo mismo aquí, con todos los crímenes y largas ofensas que padecimos? El tiempo dirá.

laislaquebrillaba@yahoo.com.mx