Beltrones. El saqueo extranjero y el apoyo prianista, ahí siguen


Libros de ayer y hoy

El saqueo desmesurado de nuestros recursos que se inició con la invasión española, sigue viento en popa y los datos que salen sobre el gran negocio minero canadiense volcado sobre las tierras mexicanas y sus riquezas, solo pueden atribuirse a los gobiernos que permitieron tal desmesura, mientras el pueblo mexicano acumulaba millones de pobres.

Los últimos dos, de Felipe Calderón y de Enrique Peña Nieto se pasaron de la raya, pero desde atrás la extracción extranjera se solazaba en los principales minerales, se legitimaban playas a la extranjería y se daba carta abierta a las energías, a los cultivos transgénicos y a la invasión de transnacionales de muchos rumbos; de aquí cerca y de allende el Atlántico.

Los resultados son la cauda de desequilibrio económico, el aumento de pobres y la enorme deuda que acumularon, dentro de las  muchas comisiones que recibían del extranjero. En ese caminar de décadas, todo un sistema en el que se incluye a la derecha del PAN,  protestadora pero utilitaria de esos recursos, todos son culpables.

Y lo son porque aunque algunos recalquen su ética y se hayan manifestado  ante la opinión pública con un rostro honrado, no puede serlo el que conoció lo que se hacía y negociaba y que ocupaba puestos importantes en el poder. Y no lo denunció. La historia los ha juzgado a unos, pero otros andan vivos por ahí y deben ser juzgados.

SONORA PUSO SU GRANITO REVOLUCIONARIO, PERO TAMBIÉN ÍMPETU SAQUEADOR

Los capitales en Andorra de la senadora plurinominal -nunca fue electa sino seleccionada -, Sylvana Beltrones, son solo un punto de referencia de lo que ha sido ese estado norteño. En el caso concreto retomado por muchos medios, la revista Proceso profundiza en la actitud de la legisladora, al señalar  una contradicción en su escrito de aclaración en el que niega, pero finalmente acepta, que ha tenido una cuenta en Andorra.

La pregunta que surge es de donde salía el dinero para realizar  negocios, si no se es  la hija de un político conocido. De aquella gesta revolucionaria en la que participaron  principales de ese estado como Alvaro Obregón, Plutarco  Elías Calles y Adolfo de la Huerta, Sonora pasó a ser un rico estado agrícola y mineral, con valiosos litorales, que ha enriquecido a unas cuantas familias.

Los nombres que se mencionan son casi los mismos. Manlio Fabio Beltrones, de ser presidente del PRI en ese estado, llegó a la gubernatura y después ha pasado por el poder federal, la dirigencia nacional del PRI y su estancia en el legislativo.  Ahí propuso legitimar las propiedades de extranjeros en las playas. Con EPN tuvo sequía y lo criticó.

Como respuesta a los cuestionamientos que se le han  hecho, él señala que ha salido incólume, con la frente en alto. En el diario Reforma se le acusó en los años noventa en duras informaciones de Roberto Zamarripa y después de un largo zipizape el juicio salió a su favor. El periodista Carlos Moncada Ochoa en su libro Asalto a Sonora de febrero de 2015, lo señala de haber apoyado al panista Guillermo Padrés, en el controvertido caso del acueducto para llevar agua a la presa El Novillo de las sedes acuíferas yaquis. Muchos políticos viven como reyes en Sonora,  mientras jóvenes yaquis tienen  que pedir apoyo en las carreteras para sobrevivir.

SONORA GOBERNADO POR MILITARES ESPAÑOLES, CRIOLLOS Y PRIANISTAS

El 12 de marzo de 1734 se dio a conocer la “Real orden expedida en Sevilla donde se autorizó el establecimiento del gobierno de Sonora y Sinaloa, a cargo de un gobernador y un  capitán general”, que fijó el nuevo tipo de gobierno de Sonora y Sinaloa después de haber sido gobernado por militares de Vizcaya desde 1561 a 1734. Así reza la efeméride de esa fecha, aunque según otra, fue a partir de la Constitución de 1824,  que  creó ese mismo año, el Estado Interno de Occidente, también llamado Sonora y Sinaloa.

Esta fusión duró hasta el 18 de octubre de 1830, cuando el estado se dividió en dos, con los mismos nombres. Mientras duró la fusión las capitales fueron El Fuerte, Cosalá y finalmente Alamos. En su territorio estuvo añadido una parte de Arizona, con el agregado de la defensa que hicieron las etnias de la zona, sobre todo los yaquís, los seris y los comanches.

Algunos de estos datos vienen en el Diccionario de Historia, Geografía y Biografías Sonorenses (cuarta edición de 2009), obra del historiador Francisco R. Almada que los sonorenses consideran de cabecera y que ha sido editado cuatro veces por los gobiernos del Estado en turno desde 1952. Un interesante libro que resume la vida y trayectoria de los sonorenses hasta el inicio del año mencionado.

Los gobiernos que engendró la Revolución se iniciaron desde 1929 hasta 1948 con el PNR y el PRM. A partir de ahí se iniciaron los del PRI, 15 en total, con un panista, lo que hace 16 gobernadores  en la Revolución  institucionalizada. De esos gobernadores uno solo duró dos años, Carlos Armando Biebrich por persecución ejercida por Luis Echeverría  que lo obligó a renunciar y Mario Morúa, que solo duró unas horas. Manio Fabio Beltrones fue el gobernador número doce y su gobierno estuvo signado por el asesinato de Luis Donaldo Colosio candidato a la presidencia de su partido.

La entidad tiene municipios que apoyan al PRI, pero las encuestas en este momento para las elecciones de junio favorecen al candidato de Morena Alfonso Durazo. Mientras, el escándalo de los Beltrones salpica a la unidad de partidos con el PRI, PAN  y el PRD y evidencia lo que sigue habiendo detrás de lo que fue el partidazo.

Teresa de Jesús Gil Gálvez, Teresa Gil, Tere  Gil, Teregil: laislaquebrillaba@yahoo.com.mx