Periodismo libre y comprometido

Search
Search
O A X A C A Clima de Hoy

Aumenta gobierno de Cué niveles de deuda a largo plazo y pasivo circulante, advierte Fitch Ratings

OAXACA, OAX., mayo 22.- La calificadora Fitch Ratings México ratificó la calificación de “A-(mex)” para el Estado de Oaxaca por su desempeño financiero, lo cual implica conservar una perspectiva crediticia estable.

Sin embargo, reveló que en el 2014 el gobierno del Gabino Cué Monteagudo gastó más de lo que ingresó a las arcas y se incrementaron los niveles de deuda de largo plazo y el pasivo circulante.

La calificación fue solicitada y pagada por el Gobierno del Estado, en la cual señala que la deuda del Estado se considera “moderada y manejable” para la entidad, pero en el largo plazo.

Al 31 de marzo de 2015, la deuda directa de largo plazo ascendió a 4 mil 484 millones de pesos, más otras obligaciones de pago por 6 mil 360 millones de pesos.

La calificadora señala que en 2014 los indicadores de endeudamiento relativo y sostenibilidad mejoraron respecto a 2013; sin embargo, en el 2014 el gobierno de Cué Monteagudo gastó más de lo que ingresó a las arcas recaudatorias.

El déficit financiero y fiscal significó 5.7 por ciento respecto de los ingresos totales; por este hecho se han observado incrementos en los niveles de deuda de largo plazo y pasivo circulante.

FACTORES CLAVE DE LA CALIFICACIÓN

La calificación de Oaxaca se sustenta en las siguientes fortalezas: endeudamiento y obligaciones de pago tanto con perfiles como con estructuras favorables, dinamismo importante en la recaudación local y niveles de inversión altos.

Fitch Ratings identifica que el gobierno de Cué Monteagudo incurre en déficits fiscales, exposición mayor a los efectos económicos derivados de los desastres naturales, lo cual impacta en más requerimientos de inversión, participación baja de empleo formal en la economía, y requerimientos significativos en materia de infraestructura y servicios públicos.

En 2014 los indicadores de endeudamiento relativo y sostenibilidad mejoraron respecto 2013 y representaron 0.46 veces y 4.0 los ingresos fiscales ordinarios (IFOs) y ahorro interno (AI) respectivamente.

La empresa calificadora señala que la recurrencia de créditos de corto plazo ha sido mayor en los últimos dos ejercicios. A marzo de 2015, las cuatro líneas de crédito de corto plazo que utiliza el Estado tienen un saldo de 2 mil 311 millones, que representa 13 de los IFOs, proporción elevada desde el punto de vista de Fitch.

LA DEUDA LIMITA EXPOSICIÓN DE MERCADO

Al agregar al perfil crediticio los planes de endeudamiento adicional por alrededor de 4 mil 500millones de pesos en 2015, se estima que el servicio de la deuda representará hasta 70 por ciento del promedio.

Además, cerca de la totalidad de la deuda posee características que limitan la exposición de mercado ante un incremento abrupto en la tasa de interés.

Los cinco financiamientos ratificados por Fitch observan coberturas del servicio de la deuda robustas en el último ejercicio, y la operación de pago se mantiene conforme a lo estipulado a los contratos de crédito y fideicomiso.

La liquidez es moderada al cubrir 58 por ciento del pasivo circulante, pero éste último presenta una tendencia creciente al cierre de los ejercicios.

Y es que ascendió en 2014 a  13 mil 168 millones y creció 19 respecto a 2013; sin embargo, se considera aún aceptable en comparación con el nivel de operación y presupuesto anual manejado.

En contra parte, la Calificadora señala que en 2014 el desempeño presupuestal fue deficitario.

El déficit financiero y fiscal significaron el 5.7 por ciento respecto a los ingresos totales; por este hecho se han observado incrementos en los niveles de deuda de largo plazo y pasivo circulante.

Pese a ello, la Calificadora señala que los ingresos propios mantienen una tendencia favorable debido al programa para mejorar la recaudación propia.

Los impuestos estatales registraron un crecimiento de 56 por ciento nominal con respecto del ejercicio anterior, totalizaron 1 mil 376 millones.

No obstante, los ingresos estatales representan el 6.7 por ciento de los ingresos totales, proporción similar al histórico registrado por la entidad aunque permanece por debajo del Grupo de Estados Calificados por Fitch.

Aunque las presiones de gasto corriente por el aumento en las aportaciones del Estado han impactado la estructura de gasto, en el mediano plazo no existe una contingencia importante en materia de seguridad social.

Oaxaca cuenta con un sistema de beneficio definido, siendo la Oficina de Pensiones del Estado (OPE) el organismo encargado de cubrir dichas obligaciones para los trabajadores sindicalizados al servicio de la entidad.

Para ello, la OPE recibe aportaciones del 27.5 por ciento de la nómina de los empleados activos; 18.5 por ciento Estado, 9 por ciento trabajadores.

SENSIBILIDAD EN CALIFICACIÓN

Las fortalezas y limitantes de la calificación del Estado se encuentran balanceadas, por lo que la perspectiva permanece “estable”.

Sin embargo, cambios no esperados conlleven a un incremento en el endeudamiento de corto o largo plazo, permanencia de pasivos circulantes elevados, así como un deterioro importante en el AI podrían menoscabar la perspectiva crediticia, advierte.

Recomienda que un aumento en el largo plazo en la proporción de los ingresos propios a totales, así como resultados presupuestales balanceados, apoyarían una mejora en la perspectiva crediticia.

 

 

 

Scroll to Top