‘Abrir manos y tenderlas hacia los más pobres’, pide Iglesia católica


+ El arzobispo Pedro Vásquez Villalobos dice que “a las personas que saben desprenderse de lo que tienen, Dios providente les da en abundancia”

OAXACA, OAX., junio 28 del 2020.- Al término de cada una de las lecturas en la misa virtual de este domingo, el arzobispo de Oaxaca, Pedro Vázquez Villalobos, pidió que cada palabra del Señor (Jesús) llegue hasta el interior de cada persona para que en estos momentos difíciles por la situación en la que atraviesa el estado y el país se encuentre la “luz divina”.

Se manifestó convencido de que si el amor por Dios crece se verá reflejado no solamente en el pensamiento, sino en los actos, en las acciones, en la forma de hacer las cosas y de mirar la vida.

Se necesita, subrayó, que las personas vivan en la luz, no en las tinieblas, vivan en la gracia, en la práctica de la virtud, que cada uno se esfuerce por ser lo mejor en la vida y, con ello, tener una mejor sociedad.

“Y no te olvides de lo que el Señor nos promete; Él nos va a recompensar. Todo lo que hagamos por los demás, en favor de los demás, tendrá su recompensa; nada va a quedar sin recompensa. Nos pone un ejemplo muy sencillito nuestro Señor: un vaso de agua no va a quedar sin recompensa”, puntualizó monseñor Vásquez Villalobos.

El Arzobispo también reconoció que “Oaxaca tiene tantas y tantas necesidades; hay mucha pobreza en los pueblos, muchas familias muy pobres, y que ante ello no se puede cerrar los ojos, esconder las manos, cerrar los puños; se tiene que abrir las manos y tenderlas a los demás”, sostuvo.

Señaló que la gente pobre, a veces, deja una gran enseñanza. “Se desprenden de su pobreza, a veces se quedan sin nada para compartirlo. Y los que a veces Dios los ha bendecido con bienes materiales se piensan demasiado, le hacen cuentas al negocio, pero no al negocio de que Dios me va a recompensar, sino al negocio de este mundo”, manifestó.

El titular de la Iglesia católica en Oaxaca sostuvo que las personas que son generosas con Dios, de muchas formas le manifiestan su generosidad. A las personas que saben desprenderse de lo que tienen, Dios providente les da en abundancia. Dios sabe cómo y en qué momento”.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *