Noticias de Oaxaca, México y el Mundo
Santa Cruz Xoxocotlán, Oaxaca
jueves 23, septiembre 2021
Fundador: Abundio Núñez Sánchez
Directora: Ivett Núñez Cardoza
Directora: Ivett Núñez Cardoza

Mañaneras y derecho de réplica

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram

Periodistas Unidos

Mencionado abiertamente en una mañanera, en la nueva sección: Quién es quién en las mentiras, en la cual el gobierno de Andrés Manuel señala por medio de su vocera, Elizabeth  García Vilchis,  algunas falsedades o medias verdades que se presentan en los medios de difusión, especialmente los impresos, Julio Hernández López, mejor conocido como: Julio Astillero, apareció el miércoles 28 en Palacio Nacional Pinos para ejercer su derecho de réplica.

Se había dicho por informaciones de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), a cargo de María Luisa Albores González, que estaba en litigio un gran terreno de mil 805 hectáreas, de San Miguelito, San Luis Potosí,  donde el empresario Carlos López Medina, quiere hacer un desarrollo inmobiliario.

Julio demostró con papeles, testimonios y pruebas  como es frecuente en nuestro país, que  se compra la voluntad de los pobladores por medios engañosos, con el fin de hacer grandes negocios.

En la época de Vicente Fox, en aquella entidad potosina, se dio la concesión para una mina en San Javier (Cerro de San Pedro), lo que ha traído una deforestación impresionante, el cambio del clima en la región, la huida de los pobladores y la fauna del lugar y el enriquecimiento de unos cuantos vivales.

Mario Martínez y Carlos Covarrubias, habitantes de San Luis Potosí, que se encontraban  afuera de Palacio Nacional, estuvieron en aquella lucha que posibilitó al gobierno foxista el despojo de tierras  para la minería,  y se encuentran en esta otra, que según dijo López Obrador no se hará de ninguna manera para evitar que haya un pésimo manejo de la naturaleza y se engañe a los pobladores.

Julio señaló que la funcionaria Albores no había recibido ni a los que están contra el proyecto ni había tomado sus llamadas para que aclarar cuál era la posición de la Semarnat al respecto.

María Luisa Albores, con el gesto descompuesto, no hacía más que aceptar la posición muy clara de Julio.           

Respondería horas después señalando incluso que Hernández López había sido priista y otras cuestiones que no venían al caso (Aristegui Noticias, 29 de julio).

Astillero también pidió en la ocasión que estuvo en Palacio que la señora García Vilchis rectificara acerca de las tres mentiras que hizo acerca  de su persona y la forma de ejercer el oficio periodístico. Pero ella  no se movió de su lugar ni hizo las rectificaciones que debe hacer cualquier informador  al  comete errores, lo que es común en nuestro medio y que debe servir para realizar un oficio  de mayor  calidad y muy certero.

Andrés Manuel dijo que no es como los gobernantes de antes que daban concesiones para todo y que en su mandato no se había otorgado ninguna para minería. Por lo tanto, no se le podía tratar con el mismo rasero.

Jesús Ramírez, en un tuit festejó que se hubiera efectuado dicho ejercicio de intercambio de opiniones, lo que muestra la apertura a nuevas formas de periodismo.

Jorge Gómez Naredo, en el sitio Polemón, hizo una crónica acerca de esta nueva forma de encarar problemas, de cómo algunos compañeros de la tecla no entienden los nuevos tiempos de la función gubernamental y la manera de descubrir al estilo Kapuscinski los problemas de la nación.

Julio Hernández López fue puntual, aportó las bases para que cualquier reportero que se sienta ofendido y defienda a los pobladores de una región por sus derechos humanos se plante con argumentos y pruebas ante la máxima autoridad de la Nación y dé sin cortapisas sus opiniones.

Logró hacer que Andrés Manuel empeñara su palabra que no habrá afectación a ejidatarios que son burlados y chantajeados, amén que  puedan defender su patrimonio.

El asunto va para largo, ya que Astillero puede demandar las acciones que previó contra la vocera, García Vilchis, y continuará apoyando a los comuneros para que las autoridades de la Semarnat no acuerden con propietarios que únicamente buscan la ganancia sin pensar en la naturaleza, los ciudadanos y el clima tan excitado en estos tiempos.

Una batalla parte de una guerra que continuará librándose en muchos terrenos, en la cual el periodismo honesto como el de Julio y muchos otros compañeros  tiene que jugar un papel cada vez más relevante.



Jorge Meléndez Preciado

Periodista de hueso colorado y Director de Periodistas Unidos. Estudió Economía en la UNAM y realizó estudios en la Universidad Patricio Lumumba de Moscú (1969-70). Militó en el Partido Comunista Mexicano (1972-81). Colabora en diversos medios de comunicación, entre ellos, Al Momento, La Jornada de Oriente y Radio Educación.

Colaborador desde el 29 de junio de 2021.






Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram

Publicaciones por día