Noticias de Oaxaca, México y el Mundo
Santa Cruz Xoxocotlán, Oaxaca
jueves 23, septiembre 2021
Fundador: Abundio Núñez Sánchez
Directora: Ivett Núñez Cardoza
Directora: Ivett Núñez Cardoza

El Fobaproa sigue en expediente abierto. Se puede juzgar

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram

Libros de ayer y hoy

De 110 mil millones de deuda por el rescate bancario, ahora andamos por los dos billones, según declaraciones de Andrés Manuel López Obrador (AMLO) en julio de 2019. ¿Puede el Fobaproa ser objeto de denuncia penal cuando su vigencia es clara y se refleja a diario en el bolsillo de los mexicanos?

Veamos: “Con  su habitual claridad y contundencia, Adolfo Aguilar Zinser escribió: Conforme todos los sondeos de opinión, una abrumadora mayoría de los mexicanos no sabe que es, ni cómo funciona el Fondo Bancario de Protección al Ahorro (Fobaproa). No obstante están en contra de que los adeudos de la cartera vencida  de los bancos, sean cubiertos  por recursos provenientes de sus impuestos. La desinformación parece deliberada: mientras menos  sepa y entienda la opinión pública, mejor para el gobierno”.

Así comienza el libro Fobaproa, La bomba de tiempo (Times Editores, agosto 1998)  coordinado por Guillermo Farber y en el que participan quince autores. Al siguiente año, AMLO publicó el libro Fobaproa Expediente Abierto (Editorial Grijalbo 1999).

Desinformados o no, todos los mexicanos pagan  por la deuda en la que nos embarcaron gobiernos  pasados, una millonada anual, que en 2021 alcanzará la cantidad superior a 50 mil millones de pesos en intereses. A más de dos décadas después de que nos echaron encima a ese monstruo, también  la gran mayoría de los actuales tenemos claro que no viviremos cuando en 50 años se termine de pagar esa carga.

Fobaproa, asalto en despoblado del que se deben rendir cuentas

En la información que se estuvo dando para convocar al SI en la consulta popular y juzgar a ex presidentes, un tema crucial que tanto agobia a los  mexicanos, el Fobaproa, fue puesto en los haberes de Carlos Salinas de Gortarti y Ernesto  Zedillo aunque  según opiniones en el libro coordinado por Farber, el problema se puede retrotraer a la época delamadrilista, con sus posteriores avaladores.

La cantidad concreta de adeudo a la que se había elevado la deuda en 2019  era de más de un billón  624 millones. Solo en ese año y 2020, se pagó de acuerdo a datos publicados,  94 mil millones  de pesos. El rescate de los grandes bancos que tuvimos que pagar y seguiremos pagando se alza como una burla cuando algunas de las instituciones de aquella  época y sus herederas en función en este momento, acaban de  informar sobre un alza en sus ganancias para llegar a más de 30 por ciento. En tanto la situación de la mayoría afectada además por la pandemia, tiene problemas económicos.

Opositores de ahora, estuvieron en contra del rescate bancario

¿Votarían por el SI algunos de los autores del libro coordinado por Farber dado que la mayoría expresó un punto de vista crítico a la adjudicación  de la deuda de los bancos?

Farber señala en su introducción que aunque hubo criterios diversos expresados por la mayoría casi todos economistas, la censura a los gobiernos casi fue general. En ese apartado del libro da un bosquejo de las opiniones de cada autor y señala pocos casos de contra corriente.

Durante la campaña electoral de 2018, salió a relucir la participación que tuvo en los avatares del conflicto bancario el padre de José Antonio Meade candidato del PRI y la discusión se actualizó. En la campaña de Morena por la consulta popular, el Fobaproa fue uno de los puntos sensibles que se sacaron a relucir para ser juzgados con los respectivos que intervinieron.

Pero vistas las opiniones recientes de algunos de los autores de Fobaproa, La bomba de tiempo, totalmente en contra de la 4T, ¿se habrán olvidado del efecto criminal que produjo en la gran  población la permanencia obligada del Fobaproa en nuestras vidas?

Los autores junto con Farber fueron: Eduardo Ruiz Healy, Carlos Ramírez,  Sergio Sarmiento, Samuel Schmidh, Enrique Alonso Aguilar Borrego, Ricardo Pascoe Pierce, Arturo Damm Arnal,  Juan Carlos Calleros  Alarcón,  Fernando Amerlink, Héctor Barragán Valencia, Rami Schwarz, Fernando Pescador, Pirata Fuentes, Fernando Mota Martínez, Yuri Serbolov y el caricaturista del diario Reforma Paco Calderón, que introdujo siete caricaturas.



Teresa de Jesús Gil Gálvez

Teresa Gil, Tere  Gil, Teregil, son los nombres que suelo usar. No he sido poeta en mi tierra, ni escritora, ni periodista, ni abogada. Son, al fin y al cabo, como decía Monsiváis, atributos que los demás deben reconocer. Prefiero ser agnóstica,  crítica, antiesquemática y comunista. La vida me lo reconoce. Nací en La Colorada, Sonora.

Colaboradora desde el 22 de diciembre de 2014.








Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram

Publicaciones por día