Espera SSO certificación de supresión de oncocercosis por la OPS y OMS


OAXACA, OAX., mayo 23.- Oaxaca puede ser ejemplo para países como Guatemala y Nicaragua, ya que el trabajo estructurado, vigilado y ejecutado por parte del personal del programa de Oncocercosis, perteneciente a Vectores de los Servicios de Salud de Oaxaca (SSO), ha logrado eliminar esta enfermedad.

Y es que la entidad está por recibir la certificación del Programa para la Eliminación de la Oncocercosis en las Américas (OEPA por sus siglas en inglés), la cual se encuentra avalada por las Organizaciones, Mundial y Panamericana, de la Salud (OMS y OPS), al demostrar que desde 1998 no ha habido ningún caso del padecimiento ni del parásito.

En entrevista el secretario de Salud, Germán Tenorio Vasconcelos, reconoció el trabajo del personal de este sector, quienes han mantenido bajo vigilancia epidemiológica a 98 localidades ubicadas en las regiones de Valles Centrales, Tuxtepec y la Sierra, donde se registraron los últimos casos.

Detalló que esta enfermedad es producida por un gusano o filaria llamado Onchocerca volvulus, y a través de la picadura de una mosca del género Simulium (llamada jején o mosca negra) insecto muy pequeño que habita en los arroyos limpios, introduce las larvas en el humano.

Añadió que los síntomas son: cansancio, comezón, inflamación en la piel con la formación de elevaciones, los cuales avanzan hacia la cabeza y cuello provocando graves daños en los ojos, hasta producir ceguera.

Informó que en Oaxaca el último caso se registró en 1998, en una agencia de Villa Alta en la región de la Sierra, y gracias a la extirpación de los gusanos y el tratamiento con mectizan por parte del personal de salud, el paciente se curó.

Dijo que en 1968, se detectaron tres mil 970 enfermos y 60 ciegos, y en 1994, tres mil 441 enfermos y 48 ciegos, pertenecientes a Cuicatlán, Huautla de Jiménez Choapam, y Villa Alta, por lo que trabajadores del programa de oncocercosis buscaron enfermos casa por casa.

Además de realizar actividades de saneamiento básico en viviendas, arroyos, higiene en el hogar, en la familia y en la comunidad, priorizando a una población en riesgo de 45 mil habitantes de esas zonas.

Tenorio Vasconcelos dijo que durante el 2008, de las 98 localidades afectadas, se enviaron tres mil 300 muestras de sangre para su estudio, las cuales resultaron negativas a la enfermedad, y en el 2011, se capturaron 10 mil moscas jején y se enviaron al Instituto Nacional de Salud Pública (INSP), ubicada en Tapachula Chiapas, las cuales resultaron negativas al parásito.

En este sentido, dijo que en el 2011 se envió la documentación a la OEPA en donde se realizaron las cuatro etapas del proceso, la primera fue la transmisión suprimida, seguida de la interrupción, posteriormente la transmisión/parásito eliminada y quedando pendiente la certificación a cargo de los organismos de salud.

Finalmente, informó que esta institución publicó en su página electrónica www.oepa.net en la pestaña Nueva Era, los resultados de la situación actual de la morbilidad ocular y la transmisión del parásito en las Américas, por foco 2012, en la que Oaxaca aparece como eliminada desde el 2011.