Vuelve el affaire Robles-Ahumada


LIBROS DE AYER Y HOY

Robles-Rosario--y-Carlos-Ahumada-05.07.15-bol-(2)La actualización del affaire de la señora Rosario Robles Berlanga y el ex convicto Carlos Ahumada Kurtz nos topa de nuevo, como en otros casos, con el dinero público. Todo movimiento oscuro que se da en las esferas políticas agrede nuestro exiguo patrimonio y los únicos que salimos perdiendo somos las grandes mayorías.

Tres libros se ponen en la palestra para recordar ese desagradable asunto en el que se inserta todo tipo de intrigas, maniobras sucias y tratos de alcoba, que ahora reverdece con la demanda de 520 millones de pesos que el argentino ha puesto contra el PRD y la propia señora Robles Berlanga.

Desde 2006 el asunto ha estado entre estira y afloja y ya se han dado embargos a las prerrogativas del partido del sol azteca.

Nombres del pasado que Ahumada mencionó en su libro Derecho de Réplica  (mercado libre 2009), vuelven a colación recordando la entrega de 35 millones de 400 que le prometieron y que le fueron pagados en nombre del instigador principal de los vídeo escándalos: Carlos Salinas de Gortari, los señores Manuel Andrade, ex gobernador de Tabasco; Arturo Montiel, ex gobernador  de Edomex; el entonces diputado Enrique Peña Nieto, y el coordinador de la Cámara, el panista Diego Fernández de Cevallos.

Menciona también al ahora ministro de la Corte, Eduardo Medina Mora. De paso hace una lista de los favores económicos que le hizo a Ramón Sosamontes, ahora brazo derecho de Robles, a cambio de los contratos que le dio como funcionario. Nadie lo negó.

Tarde reconoce el argentino que “fue un error garrafal haber mezclado mis sentimientos con los negocios”.

Robles-Rosario--y-Carlos-Ahumada-05.07.15-bol-(1)1 Robles-Rosario--y-Carlos-Ahumada-05.07.15-bol-(1)

Mientras esos tratos se consolidaban a la baja –para Ahumada– y el peligro para México, Andrés Manuel López Obrador, se evidenciaba más bien como peligro para ellos, la señora Robles clamaba enardecida de pasión en su libro Con todo el corazón (Plaza & Janes 2005), dispuesta a dar todo por el amor del argentino, pero lamentando haber mezclado el amor con la política.

Más para acá y ya como una reminiscencia, la excelente reportera e investigadora San Juana Martínez reproduce en su libro Las amantes del poder (Editorial Planeta 2014) parte de las cartas que le enviaba Robles a Carlos: “Soy capaz de hincarme, de arrodillarme, de firmar mi carta de rendición para que a ti no te toquen”, dijo la hoy titular de la Sedesol.

Pero siempre lo tocaron enviándolo a la cárcel. Ahora él aparece en escena con una demanda que ya no es una amenaza, sino una terrible realidad que se cierne sobre el PRD y Robles y, desde luego, sobre nuestro bolsillo.

Robles-Rosario--y-Carlos-Ahumada-05.07.15-bol-(3) Robles-Rosario--y-Carlos-Ahumada-05.07.15-bol-(4)

Si se aplica, el dinero que se le pagará a un bandolero como el señor Ahumada Kurtz, provendrá de las arcas públicas, las atribuciones a los partidos.

Si surte efecto el embargo, ¿qué papel le confiere la ley al INE para intervenir en esos casos, dado que está en juego dinero del erario y cómo debe de actuar el gobierno federal con una funcionaria –nada menos que titular de una secretaría–, que está metida en ese problema?

laislaquebrillaba@yahoo.com.mx