“Desaparecieron” al IEEPO


EXPRESIONES

¡Por fin!… se animaron a cerrar la llave y quitar el control administrativo que ejercía la Sección 22 para ser el mandamás de la educación en Oaxaca.

IEEPO-Viejo-y-Nuevo-22.07.15-bolVeintitrés años de un decreto enviado por el Ejecutivo estatal de ese entonces, Heladio Ramírez López, quien confió en los maestros oaxaqueños para que éstos crearan un sector educativo acorde con las necesidades de los niños y jóvenes de la entidad.

No lo hicieron, y desde que Erangelio Mendoza González era el líder de la Sección 22, hasta el actual, Rubén Núñez Ginez, han ejercido un cacicazgo de presión y chantaje político que les dio el control de más de 70 mil maestros que sólo mejoraron su calidad y habilidad para movilizarse, plantarse y crear caos en la capital del Estado y algunas veces en la capital de la República, jamás para mejorar la educación en Oaxaca.

Ayer, muy de madrugada, 8.30 am, llegaron a la Ciudad de Oaxaca en un helicóptero el secretario de Educación Pública, Emilio Chuayffet Chemor; la secretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles Berlanga (¿Qué hacía ahí?), y el vocero presidencial, Eduardo Sánchez Hernández, para dar fe de la notificación que hizo el gobernador Gabino Cué, de la desaparición del Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca (IEEPO).

El discurso oficial y autorizado desde la Presidencia de la República decía: “Vamos a crear un nuevo Instituto Estatal de Educación Pública como organismo descentralizado de la administración pública estatal, con personalidad jurídica, patrimonio propio y autonomía de gestión”.

Ahí, Gabino Cué resaltó que la nueva institución será un espacio laboral que no admita el tráfico de influencias, el abuso de poder y las prácticas indebidas que han obstaculizado el desarrollo educativo de los últimos 35 años.

Cué, sin querer queriendo, hizo un mea culpa.

Y así como llegaron los funcionarios federales, así se fueron.

Ahora sólo queda esperar la reacción de los maestros de la Sección 22, quienes en asamblea determinarán sus acciones a seguir, las que no se pronostican sean tranquilas y civilizadas.

Desaparecieron al IEEPO, ¿pero desaparecerá y quedará impune toda esa escoria que se formó durante sus 23 años de vida?

Por lo pronto, la “transformación” operada deja como nuevo titular del nuevo IEEPO al mismo director. Moisés Robles Cruz, quien sigue enchufado al presupuesto por su “experiencia”, según dijo Gabino Cué.

Ahora viene la reacción, los últimos estertores de un sindicato de peligrosos “zombies” que siguen profiriendo amenazas y baladronadas.

Tenemos que aguantar y esperemos que el gobierno no nos vaya a salir con una negociación más.

Oaxaca de Juárez, Oaxaca, miércoles 22 de julio de 2015

confusiopuga@hotmail.com

rampuga@prodigy.net.mx