Mario Delgado y Flavio Sosa aspiran a la dirección nacional de Morena


+ Necesitamos un partido garante de que sus gobernantes no mientan, no roben y no traicionen a pueblo, señala Flavio Sosa

+ Mario Delgado se pronuncia por convertir los comités de protagonistas del cambio verdadero en comités de defensa de la cuarta transformación

OAXACA, OAX., septiembre 7 de 2020.- En actos por separado, uno en Oaxaca y otro en la Ciudad de México, los militantes Flavio Sosa Villavicencio y el diputado federal Mario Delgado Carrillo se inscribieron en oficinas del Instituto Nacional Electoral (INE) para contender como aspirantes a la Secretaría General y a la Presidencia nacional del partido Morena, respectivamente.

En la Ciudad de Oaxaca, la tarde de este lunes, militantes, legisladores locales y federales de Morena, como el senador Salomón Jara Cruz, se dieron cita en las oficinas locales del INE para acompañar a Flavio Sosa Villavicencio en su registro como postulante a la Secretaría General del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) de Morena.

El aspirante a la Secretaría General de Morena –segundo cargo en importancia— dijo que “necesitamos un partido garante de que sus gobernantes no mientan, no roben y no traicionen a pueblo”.

Señaló, además, que “la lucha contra e neoliberalismo estará incompleta sin la lucha contra el patriarcado, sin las luchas de los pueblos indígenas por sus autonomías, y sin la lucha por mantener al planeta como espacio viable para la vida humana”.

El también  luchador social, preso político en 2006-2007 durante la lucha que encabezó como uno de los dirigentes más importantes de la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (APPO), reconoció que “la izquierda se encuentra desdibujada, y nuestro partido, que debería encabezarla, no tiene identidad ideológica”.

Por ello, consideró que “necesitamos evitar que Morena sea un simple mecanismo para acceder al poder, lo que es un riesgo importante y permanente como partido mayoritario”.

“Sin la lucha contra el neoliberalismo no hay futuro posible para la humanidad”, subrayó.

Por su parte, el senador Salomón Jara Cruz, señaló que Morena “es un gran movimiento popular y no un partido político tradicional”, y refirió que “Flavio ha sido un protagonista de grandes acuerdos, particularmente en momentos de mucha tensión, y cuenta indudablemente con una visión autocrítica y muy precisa de las necesidades de nuestro partido en el territorio, así como con la capacidad para convertir las debilidades en fortalezas”.

Consideró que “la candidatura de Sosa Villavicencio es una muestra clara y contundente de que al interior del movimiento existen perfiles representativos con experiencia y trayectoria, capaces de contribuir a la unidad y al fortalecimiento de nuestro proyecto común”.

Mientras tanto, en la Ciudad de México, Mario Delgado, coordinador de los diputados federales de Morena, solicitó su registro al INE como candidato a la presidencia de su partido en un acto al que acudieron decenas de simpatizantes.

Delgado resaltó que su principal objetivo será garantizar la continuidad del proyecto de transformación del presidente Andrés Manuel López Obrador, para lo que dio a conocer un decálogo de acciones.

Entre ellas, el de no dejar sólo al Mandatario, tener interlocución con los movimientos sociales e instituciones del estado y convertir los comités “de protagonistas del cambio verdadero en comités de defensa de la cuarta transformación”.

Delgado estuvo acompañado en su registro por diputados como Pablo Gómez y el ex subsecretario de gobernación Ricardo Peralta.

Anunció también que Morena entregará el 50 por ciento de sus recursos para que el gobierno federal tenga recursos para la compra de la vacuna contra el Covid-19.

Otro tema que abordo fue el de conformar un padrón electoral confiable al destacar que no ningún riesgo para el partido que tenga un listado público.

De igual manera dio a conocer su intención de modificar los estatutos del partido, pues fueron hechos para una fuerza política de oposición.