Periodismo libre y comprometido

Search
Search
O A X A C A Clima de Hoy
Roberto Fuentes Vivar Portada Ok

Monte de Piedad: buena voluntad del sindicato

Diario Ejecutivo

Como un acto de buena voluntad para salvar a una de las instituciones más icónicas del país, el Sindicato del Nacional Monte de Piedad informó que redujo sus peticiones y levantaría la huelga automáticamente si las autoridades ofrecieran un incremento salarial del cinco por ciento.

Este aumento representaría un alza de solo 1.66 por ciento anual durante los últimos tres años, que van del 2021 al 2023, período en el que los trabajadores del sindicato no han tenido ningún incremento salarial al que tenían derecho por ley.

Este ofrecimiento de levantar la huelga con un aumento de cinco por ciento, fue hecho por el sindicato el miércoles y hasta este jueves en la noche no había respuesta alguna de la parte patronal, lo que demuestra su actitud de intransigencia para mantener la huelga y, quizá, desmantelar la institución.

Desde hace varios años se rumora que el ingreso del actual director general del Monte de Piedad, Javier De la Calle, se debía a que intentaría modificar la institución para convertirla en una especie de banco, dejando de lado la actividad prendaria.

La forma en que la parte patronal ha actuado para propiciar el estallamiento de la huelga abona esa tesis que, además se fortalece con otros dos elementos: el propio currículum de De la Calle, en donde aparece que en este siglo ha sido directivo de al menos tres instituciones financieras (bancos, principalmente): Banamex, Principal e IXE. En ésta última fue el encargado de venderlo a Banorte.

Otro elemento que sustenta la posibilidad de que quieran “quebrar” al Monte de Piedad para convertirlo en banco (o por lo menos en institución financiera) es que  en 2016  directivos del Monte de Piedad, entre ellos Javier De la Calle, adquirieron la Sociedad Financiera Popular La Paz, a la que renombraron como Financiera Monte y que según el reporte integrado correspondiente a 2022 tiene una cartera de 107 millones de pesos, cuando el año anterior era de más de 900 millones. Esta cantidad significa menos del uno por ciento de la cartera de 30 ml 899 millones del préstamo prendario del Montepío.

Otro de los elementos que hace sospechar que Javier De la Calle quiere quebrar al Monte de Piedad es que presentó ante las autoridades un Conflicto Colectivo de Naturaleza Económica, mediante el cual pretendía eliminar prestaciones y prácticamente eliminar al sindicato para laborar con empleados de confianza, como los que operan la Financiera Monte.

Ante la posibilidad de que desaparezca la institución por la intransigencia de la parte patronal, el Sindicato redujo esta semana de 12 a cinco por ciento su petición de incremento salarial para levantar la huelga que fue estallada el 15 de febrero.

En un comunicado el sindicato insiste que mientras que el Director General del Nacional Monte de Piedad, así como otros directivos de la institución, tienen un ingreso superior a los 500 mil pesos mensuales, más comisiones y prestaciones onerosas, mientras los trabajadores sindicalizados tienen un salario inferior al salario mínimo, ya que ganan 246.35 pesos mientras que el salario mínimo es de 248.93 pesos, es decir que perciben menos del salario mínimo general, lo que está fuera de la ley.

Trabajadores de Nacional Monte de Piedad | Foto: Pablo Rodríguez / El Financiero

Agrega que la parte patronal busca confundir a los medios de comunicación. “La huelga que ellos provocaron se debe a la negativa al incremento salarial actual de los trabajadores sindicalizados durante los últimos tres años. Mientras que lo referente a la revisión del Contrato Colectivo de Trabajo se está llevando en la Junta de Conciliación y Arbitraje en el proceso de Conflictos Colectivos de Naturaleza Económica, son dos procesos que se llevan a cabo de forma paralela pero que no son vinculantes”, expone el comunicado.

Explica que los altos salarios de los directivos no son ilegales, pero significan un hecho “moral y éticamente es inaceptable, ya que han despedido a 400 trabajadores bajo el pretexto de estar en una situación financiera inviable. Y aún peor, con el mismo pretexto que no tiene fundamento, no han querido incrementar el salario de los trabajadores durante los últimos 3 años”.

En cuanto a la supuesta crisis económica para desmantelar el Contrato Colectivo de Trabajo explicó que se han desestimado tres peritajes porque no son concluyentes y carecen de legalidad. De hecho personalmente he consultado varios documentos, como las presentaciones de la empresa ante el SAT y el informe de 2022 y no encuentro situación alguna de insolvencia.

“También causa extrañeza que el Nacional Monte de Piedad haya aceptado el incremento del 18 por ciento en las negociaciones del Contrato Colectivo de Trabajo ante la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje (JFCA), pero en el expediente de conciliación 878/23 en el Tribunal Federal Laboral de Asuntos Colectivos se resiste a otorgar algún incremento que sería de efecto inmediato. Es ahí, donde saben que son dos procesos diferentes y no vinculantes, por ello tratan de confundir a la opinión pública y a los medios de comunicación, porque un CCT puede llevar meses o incluso años para que entre en vigor hasta que las partes estén de acuerdo en su totalidad”, señala el comunicado.

Agrega que en cuanto a las cifras del Nacional Monte de Piedad, en 2022 logró máximos históricos con: 35 mil 398 millones de pesos en activos e ingresos por nueve mil 860 millones de pesos, de acuerdo con las cifras entregadas al SAT.  Es el caso de los pasivos también conocida como deuda, en 2020 era de ocho mil 419 millones de pesos, en 2021 disminuyó a siete mil 443 millones de pesos.

Lo que no se sabe es si el Patronato, máxima autoridad del Monte de Piedad, integrado por José Antonio Palacios Pérez, Pedro Romero de Terreros Gómez Morín, Carlos Antonio Zozaya Gorostiza, Patronado Vocal, Jorge Eduardo Alonso Olivares,  Juan Miguel Guerra Dávila, Margarita Hugues Vélez y Julio Gerardo Gutiérrez Mercadillo, está de acuerdo en que se desmantele la institución que es considerada como la financiera más antigua de América.

Ojalá no y ojalá parte patronal entienda la buena voluntad del sindicato para terminar con la huelga.

Dice el filósofo del metro: la piedad es invisible para los ojos, cuando el lucro es la divisa.

Roberto Fuentes Vivar

Columnista y periodista fundador del UnoMásUno y la Jornada. Estudió Periodismo en la reconocida escuela Carlos Septién García y cursó la Licenciatura en Letras Hispánicas en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM. Actualmente es periodista independiente, conocido como “El Filósofo del Metro”.

Colaborador desde el 6 de marzo de 2022.

Las opiniones expresadas por los columnistas en sus artículos, son de exclusiva responsabilidad de sus autores y pueden no representar la postura o línea editorial de PressLibre.

PRESSLIBRE 1000x300
febrero 2024
L M X J V S D
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
26272829  
Scroll al inicio